Experiencias traumáticas afectan salud de los niños

August 27, 2015 9:26 am Published by Leave your thoughts

Eduardo Stanley

Lo que muchos adultos consideran de poca importancia puede resultar en daños sicológicos y físicos en sus hijos. Y estos daños no tienen fecha de vencimiento, aseguran expertos.

Se trata de experiencias ocurridas durante la niñez y cuyos efectos pueden ser pérdida de atención o interés en el estudio, comportamiento agresivo y problemas físicos, incluyendo alcoholismo, drogadicción, y más.

Nos referimos a lo conocido como “Experiencias Adversas de la Niñez”, o ACE, por sus siglas en inglés (Adverse Childhood Experiences), definición establecida después de un profundo estudio de Kaiser Permanente a fines de los 90s.

Entre las experiencias catalogadas en la investigación figuran: abusos físicos, sexuales o verbales, abandono físico o emocional, tener un familiar con enfermedad mental, alcóholico o adicto a drogas, tener un familiar en la cárcel, ser testigo del abuso de la mamá o del papá, pérdida de uno de los padres por causa de divorcio, etc.

Según el mencionado estudio, 64 por ciento de los adultos han pasado por alguna de esas experiencias, mismas que pueden crear las bases para enfermedades graves, como cáncer o ataques cardíacos.

Otras experiencias traumáticas en los niños fueron estudiadas y catalogadas en estudios posteriores.

Y, debido al impacto social que tienen sus consecuencias —incluso ausentismo laboral— muchos expertos están haciendo un llamado a los distritos escolares para que enfrenten las experiencias traumáticas. Argumentan que debido a que los niños pasan mucho tiempo en las escuelas, estas pueden ayudar a detectar ACE y ayudar en las soluciones.

Según los estudios sobre el tema, los niños que han padecido tres de estas experiencias traumáticas son 2.5 veces más propensos a repetir grados, 5 veces más propensos al ausentismo escolar y tienen hasta 2 veces más posibilidades de ser suspendidos de la escuela.

En mayo de este año se informó que una organización no lucrativa está demandando al Distrito Unificado de Compton, al sur de California, en representación de varios estudiantes que piden recibir servicios de salud a causa de ACE.

“La importancia del estudio original es que nos presentó el problema en toda su dimensión y lo que se busca ahora es crear conciencia para que nuestros sistemas —como el educativo— eviten traumatizar a gente ya traumatizada”, expresa Jane Stevens, fundadora y directora de www.ACEsRooHigh.com, www.ACEsTooHigh y www.ACEsConnection.com. “El estudio original se enfocó en 10 causas de ACE, sin embargo reportes posteriores determinaron que el racismo, la violencia barrial, el ‘bullying’, etc, también son experiencias traumáticas”.

Según Stevens, las consecuencias de ACE pueden ser controladas y hasta “curadas”,  y actualmente mucha gente y profesionales están involucrados. Sin embargo, y citando a uno de los autores del estudio original, el Dr. Vincent Felitti, no existen suficientes especialistas para tratar a todos los afectados de ACE, por lo que es imperativo que nuestras instituciones estén bien informadas para prevenir este problema.

Algunas de las experiencias traumáticas estudiadas:

Abuso verbal, fisico y/o sexual

Abandono físico o emocional

Familiar encarcelado, o alcoholico

Ser testigo de abuso contra los padres.

Para más detalles, visitar http://acestoohigh.com/aces-101/

 

Lo último sobre el Obamacare en tu correo

By submitting above you agree to our privacy policy